sábado, 12 de enero de 2019

La Puntilla - 13 de enero de 2019 - POSDEMOCRACIA

POSDEMOCRACIA

 Cuando de joven aprendí el adverbio latino post (después) nunca pensé que sería tan utilizado como prefijo (en su forma pos, como manda la Academia) en palabras de diferentes idiomas.. Y es cierto, por ejemplo, que conocemos palabras como posparto, posgrado, o posguerra), pero hoy quiero referirme al último grito en la utilización del pos: la palabra «posdemocracia».

Porque si hubo en su día la postmodernidad, después de la modernidad; o la posverdad, después de la inalterable verdad, ahora la palabra que está en el candelero es la palabra posdemocracia, es decir lo que está viniendo detrás de la cacareada democracia...

El término se debe al politólogo inglés Colin Crouch y es un intento de explicar cómo está evolucionando en muchos países, en este siglo XXI, el concepto de democracia.

Los rasgos que señalan esta evolución negativa de la democracia son diversos, y algunos de ellos son muy claros, por ejemplo, en nuestra actual democracia.

Así:
– Se siguen manteniendo instituciones teóricamente democráticas, pero con más cáscara que contenido real...

– El factor que domina por encima de todos los demás es el factor económico

– Se tiende claramente a la privatización de los servicios públicos

– Los trabajadores han abandonado generalmente sus reivindicaciones de clase y sus organizaciones sindicales autónomas, para ampararse en partidos políticos que no los representan verdaderamente

– Las elecciones no suelen dar como fruto elegir personas honestas que se dediquen de verdad a la gestión honrada de la vida pública. Del político parece interesar más su vida privada que su gestión pública

– La globalización de los intereses capitalistas neoliberales provoca que las naciones se vean muy mediatizadas por un mercado común de intereses...

– cobran más auge que nunca partidos xenófobos y partidos populistas que capitalizan el descontento de mucha gente frente a estas situaciones.  

La lista podría alargarse, pero es un buen sumario de por qué podemos afirmar que la democracia se halla hoy en una importante crisis, es decir, en una posdemocracia...

¿Soluciones?

Por lo menos, más compromiso cívico y crítico por parte de todos para no dejar perder los verdaderos valores de una democracia participativa y no solamente representativa...



sábado, 5 de enero de 2019

La Puntilla, 6 de enero de 2019 - El mes de mayo te lo diré...


El mes de mayo te lo diré...

2019, el año recién estrenado, va a ser un año de elecciones. Concretamente, el 26 de mayo, está previsto que coindican las elecciones autonòmicas, municipales y europeas...

La democracia representativa llama de nuevo a los electores a elegir a las personas que les representen en los puestos decisivos de poder.

Por eso, pienso que, además de los buenos propósitos con que nos solemos engañar cuando empieza un nuevo año (iré al gimnasio, me adelgazaré, o dejaré de fumar...) convendría que esta vez nos tomáramos más en serio el ritual de echar una papeleta en una urna...

Se dice, y no sin razón, que nuestra democracia está enferma, y el diagnóstico no es muy difícil de adivinar: siendo la democracia el menos malo de los sistemas de gobierno, lo cierto es que no puede funcionar sin los valores éticos de las personas y la responsabilidad de los electores en el momento de depositar su voto.

Que la ética de las personas sufre hoy un notable deterioro, y que la cultura política de muchos ciudadanos es más emocional que razonable, son factores que están ahí y que es necesario trabajar mucho más.

Desgraciadamente, el año recién estrenado ha visto ya de nuevo la muerte de una mujer a manos de un hombre. 26 años ella, y 29 él. Y en los últimos quince años hasta hoy ha habido un total de 975 mujeres asesinadas... Entretanto, partidos que quieren rebajar o abolir leyes contra la violencia de género siguen subiendo en las encuestas...

La degradación moral de la vida política es alarmante y las posibilidades de arreglo están, en parte, en nuestras manos, aunque sea aportando un granito de arena, es decir formando parte de una democracia participativa en grupos y asociaciones donde las personas no se limiten a votar cada cuatro años, sino a participar en la mejora de la vida pública. 

Y que el mes de mayo nos traiga buenas noticias...









sábado, 29 de diciembre de 2018

La Puntilla 30 de diciembre de 2018 - IMAGINAR ES DEMASIADO FÁCIL


IMAGINAR ES DEMASIADO FÁCIL

No soy de los que piensan que aquel método de escribirás cien veces « no hablaré en clase», o la manera de aprender ortografía mediante escribiras cincuenta veces « hinojo se escribe con hache» fuera pedagógicamente maravilloso... 

Pero confieso que en estas fiestas me han venido tentaciones de aplicarlo a ciertas actitudes y conductas...

Es sabido que los revolucionarios del mayo francés del 68 acuñaron aquella consigna de « la imaginaciòn al poder...», pero la verdad es que a mi, que me agrada la imaginación, no la veo desentendida del esfuerzo y el trabajo... Porque eso es igual al tema de la inspiración...Para hacer un buen escrito hace falta inspiración, pero también mucha transpiración, es decir, sudor, esfuerzo y trabajo...

¿Y a qué viene todo esto? 

Pues por la sencilla razón de que en estos días navideños, en que son muchos y muchos los que es esfuerzan en desmitificar estas fechas de todo contenido religioso, he recibido, curiosamente, más de una propuesta e invitación a escuchar la famosa canción de John Lennon Imagine.

Y a raíz de más de un remitente, él o ella, me he preguntado, en medio de esta voràgine anglofilia que nos rodea,  ¿se habrá leído y/o traducido el texto de esta canción?  Porque a mí me parece que cuando un texto se divulga es porque se está de acuerdo con su contenido y sus exigencias...

Pues bien: imaginar, que eso significa imagine, es fácil, pero John Lenno dice: imagina que no hay nada por qué matar o morir; imagina toda la gente viviendo la vida en paz... Me dirás que soy un soñador, pero espero que algún día te unas a nosotros y el mundo será uno...Imagina toda la gente compartiendo todo el mundo.. Usted puede decir: yo soy un soñador. Pero yo no soy el único. Espero que algún día te unas a nosotros, y el mundo vivirá como uno....

Por lo tanto, la imaginación al poder, pero el compromiso y el esfuerzo en las obras de cada día...

sábado, 22 de diciembre de 2018

La puntilla 23 de diciembre de 2018 - FAKE NEWS, es decir, noticias falsas...



Fake news, es decir, noticias falsas...

Me apunto a la última moda, es decir, a las fake news («feik nius»),como dicen muchos que no saben ni catalán ni castellano, pero chapurrean el inglés, que queda más un poco más « guai...» 

Y esta vez las noticias serán sobre el tema estrella de estos días: la Navidad.

He aquí algunos posibles titulares:

 – « María se enfrenta a quienes la critican por haber aceptado que no la fecundara un hombre...»

– « José denuncia a su sindicato las condiciones laborales de su trabajo de artesano » 

– « Al posadero de Belén le imponen una considerable multa por precios abusivos...»

– « Los pastores se quejan de tener que trabajar en horario nocturno no remunerado...» 

– « Los Magos hacen objección de conciencia ante cartas de niños que solamente piden juguetes bélicos y objetos de destrución mental...» 

— « Los peces se declaran en huelga y se niegan a beber agua de los ríos contaminados...»

– « Emigrantes y exiliados dicen que no van a volver a casa por mucho turrrón que les ofrezcan, que luego sólo encuentran miseria y represión...

La lista, naturalmente, podría alagarse... Pero, ¿creen ustedes que estas noticias son verdaderamente falsas?

Feliz Navidad, y cada uno con su carga a cuestas...


sábado, 15 de diciembre de 2018

La Puntilla - 16 de diciembre de 2018 - GUERRA DE TIPOLOGÍAS

 
 
GUERRA DE TIPOLOGÍAS
 
Hay hoy entre nosotros una excesiva afición a diseñar y establecer tipologías para caracterizar la conducta de las personas.
 
Andan ahora, por ejemplo, los diputados del Congreso en una agria y continuada discusión entre los términos « golpistas » y « fascistas » aplicados a unos u otros...
 
Pero esta manera de hacer no es nueva, y más allà de « los buenos » o « los malos », « progresistas » o « integristas », ya Lope de Vega, en el siglo XVII decía que entre los españoles había « aburridos, cansados y cabreados...>, proporción que puede ir variando, o subsistir a la vez, según las circunstancias...
 
Antonio Machado es citado permanentemente para recordarnos que « de diez cabezas (es decir, de cada diez personas...), nueve embisten y una piensa..
 
Y ¡ qué intuición más actual la de aquel autor de gregrerías que afirmó que «en España siempre hay alguien dispuesto a montar una nueva reconquista...» !
 
Como tampoco los escritores nos libramos de ser clasificados por la tipología que a cada uno le merezcan nuestros escritos.
 
Porque, por ejemplo, dícese de escritores « que escriben más con las uñas que con la pluma (o el ordenador), más con la bilis que con la tinta (o el teclado..).»
 
Como también los hay que « no saben decir nada si no es para hacer daño a alguien;, y quienes « no tienen nada que decir y disimulan su mediocridad con un cuchillo en su mente...»
 
Ya lo pedía a gritos Bernanos: « por favor, escritores, proclamad la verdad entera, sin añadirle el placer de hacer mal a alguien...»
 
Nos consuela, con todo, saber que, en definitiva, la auténtica y verdadera tipologia es la que anida en el interior limpio y sincero de cada cual...
 
 
 
 
 
 

 


domingo, 9 de diciembre de 2018

La Puntilla - 9 de diciembre de 2018 - PALOMA DESORIENTADA



PALOMA DESORIENTADA

En mis estudios de periodismo hice un trabajo sobre la simbología de la paloma como signo de la paz.

Es conocido que esta tradición procede de la literatura judeo-cristiana, según la cual fue una paloma la que regresó al Arca de Noé, con una rama de olivo en su pico, para mostrar que el diluvio había terminado...

Y en este trabajo utilicé también el conocido poema de Rafael Alberti Se equivocó la paloma, se equivocaba... que es el que quiero recordar en este comentario.

Alberti se hallaba una noche en París, en el exilio, en el año 1941, cuando de repente le vino la inspiración y escribió estos versos:

Se equivocó la paloma, se equivocaba, 
por ir al norte fue al sur, creyó que el trigo era agua,
creyó que el mar era el cielo, que la noche la mañana,
que las estrellas eran rocío, que la calor era nevada...

Mediante una hábil contraposición de contrarios, Alberti muestra una paloma desconcertada y desorientada, y éste es el punto que yo quisiera aprovechar para dibujar la situación actual.

¿No pensáis que  también hoy la paloma de la paz, —la paz, en definitiva–, anda también muy desorientada entre tantas y tantas opiniones contrarias y contrapuestas?

Alguien definió la paz como la tranqulidad en el orden, y de ahí se concluye que cuando hay tanto desorden no puede haber paz, No interior, ni exterior.

Necesitamos, por lo tanto, entre todos, recobrar el autèntico sentido de la paz y entender que incluso las realidades más contrarias pueden complementarse...

Que la paloma encuentre su verdadero camino y nos lo señale.






sábado, 1 de diciembre de 2018

La Puntilla - 2 de diciembre de 2018 - CONSTRUCTORES DE ESPERANZA



CONSTRUCTORES DE ESPERANZA

Observo muchas esperas, pero pocas esperanzas,..

No se trata de un juego de palabras, pero es obvio que no son lo mismo las esperas que las esperanzas.

La espera suele ser pasiva, mientras que la esperanza, si lo es, ha de ser activa, ilusionada,  y constructiva.

Nos pasamos la vida a la espera. Soltamos constantemente frases ingenuas o cómodas, y nos refugiamos muchas veces en el dios-suerte: 

– espero que todo vaya bien...
– espero que haya alguien que lo solucione...
– no te preocupes, ya verás cómo tienes suerte...

Sin embargo, quienes apuestan por la esperanza e intentan construirla tienen otra manera de pensar muy distinta:

– creen en la obra bien hecha, tenga o no fruto a corto o largo plazo
– parten de la realidad, pero saben que las situaciones pueden cambiarse
– estan convencidos de la necesidad de trabajar unidos a otras personas

Hoy nuestra sociedad necesitaconstructores de esperanza, es decir, hombres y mujeres que:

–  si les asalta el desánimo, lo superan;
– si les abruma la oscuridad, buscan la luz;
– si les fallan las fuerzas, no abandonan su presencia.

Hoy más que nunca es necesario acogerse a una de las experiencias más abrumadoras: la esperanza es la fuerza que hace avanzar la historia... Ha sido, es y será.